El ministro de asuntos militares de Israel, Avigdor Lieberman, indicó que el ejército israelí responderá con puño de hierro a los manifestantes palestinos, para luego advertir de que aquellos que se aproximen a la frontera entre Gaza y los territorios ocupados de Palestina arriesgan sus vidas.

En declaraciones formuladas el martes durante su visita a un asentamiento cercano a la frontera, el titular ultraderechista israelí dejó claro que las fuerzas de guerra del régimen de Israel no dejarán de dar “respuesta severa” a las marchas masivas de los palestinos en esta zona, según recoge la agencia estadounidense AP.

Israel mantiene una postura clara y no tiene previsto cambiarla, así que cualquier palestino que “se acerque a las zonas fronterizas arriesgará su vida”, amenazó Lieberman.

Estas afirmaciones se producen días después de que las fuerzas israelíes reprimieran el viernes de manera brutal las protestas del Día de la Tierra palestina o la Gran Marcha del Retorno en la Franja de Gaza, donde 18 palestinos perdieron la vida y otros 1400 resultaron heridos.

Los crímenes israelíes y el uso de municiones reales para dispersar a los palestinos levantaron críticas y condenas de todo el mundo, incluidas la Organización de las Naciones Unidas (ONU), y la Unión Europea (UE) que pidieron investigaciones independientes.

Los comentarios de Lieberman han planteado la posibilidad de más derramamiento de sangre de los palestinos este viernes, cuando se espera otra marcha de los palestinos para repudiar las brutalidades del régimen israelí.

Las autoridades israelíes señalan que los soldados estacionados en la mencionada zona tenían órdenes de atacar a quienes se acerquen a la frontera.

Entretanto, la oenegé pro derechos humanos Human Rights Watch (HRW) acusó el martes a Lieberman y a otros altos funcionarios israelíes de ordenar, de manera ilegal, el uso de fuego real contra los manifestantes palestinos que no representaban ninguna amenaza para los militares.

“El alto número de muertos y heridos fue la consecuencia previsible de otorgar libertad a los soldados para usar la fuerza letal” con impunidad, hecho que supone una “violación de las leyes internacionales”, lamentó la HRW.

Por su parte, Ismail Radwan, un alto responsable del Movimiento de Resistencia Islámica de Palestina (HAMAS), aseguró que los palestinos seguirán protestando pese a las amenazas de Lieberman.

Radwan puntualizó de igual modo que las palabras del ministro israelí deberían ser vistas como “evidencia de un crimen de guerra” que Israel cometió el viernes pasado en la Franja de Gaza.

Fuente: Hispan TV

Categories: Denuncia